31 de agosto de 2010

Sin imposturas intelectuales


El príncipe azul que las películas infantiles nos debieran siempre vender.

7 comentarios:

Mararía dijo...

Seeee, muy buena!

R. dijo...

Yo sí que estoy contigo, tocaya, qué gusto da pasar por este blog.
Te mando un besazo.

Chus dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
condado dijo...

Esto es porque le está llegando el apetito?

Beluka dijo...

Qué grande :)

Kaplan dijo...

Con poucas excepcións, o que nos venden é para non voltar ao cine (por non falar das canles de tv), créame, que estou moi metido no tema.

Victoria Dubrovnik dijo...

Mmmm... tiene buena pinta.....

Me has despertado el hambre de esta película.....)